En pacientes con síndrome subacromial, la prescripción de ejercicio debe representar la base del tratamiento, especialmente ejercicios específicos de hombro. Las intervenciones pasivas como la terapia manual y el láser solo agregan un pequeño beneficio" - Roger Hilfiker et al. (2017)